domingo, 20 de octubre de 2013

Todavía tengo esa imagen
como pie gigante 
sobre mi afortunada humanidad...
la calle
la pura calle
toda la calle
pared y techo
cobija y cama 
agua de charco
pan de cemento
finca sin campo
de esa mujer anciana
medio sonriente
o medio demente
arropandose
a medio día
con su edredón de plástico
y su cama de ladrillos
bajo un cielo azul y abierto
sin pregunta
y sin respuesta.

IRMA PÉREZ, La Pillis - 2013


No hay comentarios:

Publicar un comentario