jueves, 6 de julio de 2017

Si la poesía fuera un viñedo

Si la poesía fuera un viñedo:
la mujer mira el viñedo
y se come la uva con
piel, pepas y todo
el hombre mira el viñedo
y se come la uva
con todo
el hombre no mira el viñedo
y, se come la uva
la mujer no mira el viñedo
y, pasa de la uva
el viñedo es del hombre
y la mujer da por hecho
una copa con su nombre
el viñedo es de la mujer
y el hombre degusta
y vuelve si le embriaga
el viñedo es del hombre
y el hombre compra el vino
en un supermercado
el viñedo es de la mujer
y la mujer se mira en la botella
antes de comprarlo.
Hay que ver
las posibilidades infinitas
que hay en un racimo de uvas
por fortuna
abundan los viñedos
los colores de uvas
y las formas de las copas
pero
no es el viñedo el que
selecciona el género
es la boca
la que encuentra el poema.
IRMA PEREZ, La Pillis - 2015

No hay comentarios:

Publicar un comentario