martes, 25 de abril de 2017

Mañana cuando amanezca
no será más este
momento en que estás conmigo
paseándote por mi retina
y pasándome el aire.
Mañana seré
yo sola
buscándote en el horizonte
respirando
sin saber cómo.

IRMA PÉREZ, La Pillis, 2013
LA OBSERVACIÓN ES LA PUERTA AL POEMA.   I.P.



Me aparto sin escoger lugar
a donde alcanzo a escuchar
lo que no digo
me contengo 
sabiéndome perdido
entre el ardor
de las propias llamas que
me queman.
Me veo solo y, me abrazo
mientras la culpa
me devora la alegría
quiero caer
tirarme al piso
que se escurra la
sangre estancada de mi cuerpo
quiero ponerme rosas
en la frente
soltar los brazos
sacarme
- de una vez por todas -
este grito.
Me miro
...
esa caricia
me seca los ojos
y,
camino.

IRMA PÉREZ, La Pillis - 2013
Todo empieza con un suspiro, ese aliento que le hace falta a todo inicio, cuando en el segundo previo, algo ha dejado de ser.
Todo termina con un suspiro, ese aliento que le sobra a todo fin, cuando en el segundo siguiente, algo se respira por primera vez.
Hay que ver, un suspiro, lo que mueve el mundo.
IRMA PÉREZ, La Pillis
Tengo una sensación amanecida
como un pensamiento roto
como un techo de nube negra
como una gasa hecha flecos
como un toro engarzado y
un pez recién fuera del agua
todo eso metido
como arena fina y pegajosa
dentro los dedos de los
pies de este día
 que va caminando hace rato
como si nada.

IRMA PÉREZ, La Pillis, 2013
Esta noche no habrá lluvia ni vendaval
no habrá frío ni espesa niebla
callejón solitario o tic tac que nos acose.
Esta noche es inevitable
nos urge otra cosa
como por ejemplo detenernos en mitad de la calle
para no hacer
nada más importante
que besarnos.

IRMA PÉREZ, La Pillis

APRENDIZAJE


He llegado hace pocos años a la vida
- muy pocos -
apenas comienzo a entender algunas cosas
a las personas grandes… no sé
¡son tan difíciles!

Y es que...
entiendo lo que hablan pero no
lo que dicen
no siempre me ven y
no siempre me responden

y yo...
¡quiero saber tantas cosas!
tocarlas
abrirlas para ver qué encuentro
aprender, de qué estoy hecho
y el árbol
y mi pelota
entender, para qué sirve
quedarme callado
quedarme quieto
no tocar las cosas
no correr
no levantarme
no pintar la pared
no ensuciar mi ropa
no comer mis dulces
no hablar con extraños
no decir lo que pienso
no inventarme el cuento
no salir a la puerta
no poder quedarme en casa
no invitar al vecino
no mojarme en la lluvia
no probar la tierra
¡no probar la torta!
no andar desnudo
no gritar ni reírme duro
no dormir con mi perro y,
no jugar ...

Entender
para qué sirve, no jugar...

He llegado hace pocos años a la vida, muy pocos
apenas comienzo a aprender algunas cosas
como por ejemplo
sobre la importancia que tiene el "no"
en la forma en que
los grandes
llegan a ser felices en la vida.

IRMA PEREZ, La Pillis - 2012
(Ilustracion Pascal Campion)



OSADÍA


Escriba un poema sobre el beso, poeta
póngale palabras a esa máxima
no se limite
rompa el papel
- con vehemencia, si hace falta -
intente describirlo sin temblar
sin acalorarse
mídasele
a tal blandura
a tal humedad
ose alcanzar esa muerte y, luego
diga que eso no es vida
escriba pronto ese poema, poeta
¡lléveme al agua!
él no está
y, me urge su boca.
IRMA PEREZ, La Pillis - 2015
La Pillis Poetuits ...
      por .... aquí...  
https://www.facebook.com/poetuits/?pnref=story


El sol va pasando su mano
acariciando - intenso -
la circunferencia que ama a diario
en las sombras
- a su paso -
ni un solo beso cuenta en
la mejilla de nadie
las bocas olvidaron el gusto a la
apertura y, a la otra boca.
Muerto el beso
¿Qué le sigue al amor?

IRMA PÉREZ, La Pillis - 2016

INDEFINIBLE


La biblioteca prende luces
silencio
las manos abren afanosas sus libros
el tiempo pasa sobre ruedas aceitadas
se traban las agujas
los ojos se clavan en las hojas
las lupas cavan los textos y
los versos
ninguna mirada en la horizontal
el tiempo impacta la jornada
unas llaves anuncian cierre
miles de textos regresan
- avergonzados -
a su estantería
las caras ocultan resistencia
alguien insiste, suplíca en voz baja...
entonces, todos se miran y lo saben:
nadie encontró
la definición del beso.
IRMA PEREZ, La Pillis
Todo se rompe porque
todo es vulnerable
tan delicado
como el corazón del hombre que 
aprieta el puño y grita duro
tan frágil
como llamita de vela en la ventana
o, el momento final de la confianza.
Todo se rompe:
el vínculo
el tiempo
la armonía
la cuerda
la ley
el pétalo del amor
el abrazo
incluso
- tarde o temprano -
hasta el porfiado metal, que se rinde
ante la simple y constante caída
 de una, una sola gota.

IRMA PEREZ, La Pillis - 2013

Impresionan los cambios imperceptibles del tiempo
de lo que ha dejado de ser, de estar;
lo que llaman "evolución", tan distinto a evolucionar.
Y, el tiempo
de nuevo el tiempo con sus nuevos nombres:
Mes, se dice día
día, se dice minuto
minut...
impresionante brevedad que no alcanza a decirse.

IRMA PÉREZ, La Pillis 
Dejé de huir de ti hace tiempo
porque el olvido me dijo
que se instalaba para quedarse
mientras eso digo
raya
leve
la punta de una nota
la piel nueva que me ha salido
en la herida que
no sana del todo
casi muero sobre aquel teclado
que cantó dulzura en nuestro idioma
por eso riño con el tiempo
porque aún sostiene un eco
que me raya la piel de aquella
herida
de la que el olvido
no me ha dicho nada.

IRMA PEREZ, La Pillis - 2017

A PUNTO


Subirle el volúmen a la vida
¡todo el volúmen al vivirla!
verla como los pintores
sentirla como los poetas
saborearla como los niños
olfatearla como los perros
escucharla como los músicos
participar del concierto
sentirse "tocado", tantas veces
como la cuerda de un violinista
a punto de romperse.
A punto...
IRMA PÉREZ, La Pillis
Es posible decirlo
todo con un beso
pero besar y hablar
- al mismo tiempo -
es imposible.
Cuando se besa
cuando realmente se besa
se calla la boca.

IRMA PÉREZ, La Pillis
En mi vida real, también hablo poco.
Creo que mis manos, siempre lo han hecho por mi. 

Irma Perez La Pillis 
Allí
donde los sentidos amanecen
donde encuentro el poema
el verso escondido
donde surge la lágrima
la espuma del cuerpo
donde corre la sangre
del tacto
del beso
donde cae
el vestido
el miedo
el hastío
donde las rosas se miran
donde sus ramas se cruzan
allí, en medio
de la nada
de la calle
del sueño
en tus brazos
allí
!quiero!

IRMA PÉREZ, La Pillis - 2013

EN SILENCIO


En la noche
en la estrecha hora
cuando los faroles abran los caminos 
y en las esquinas
los semáforos den luz hacia la casa
cuando aflojemos
la cintura
el cuello
el relamido pensamiento
te pido que no hablemos
que te quedes conmigo
que conmigo te sientes
y en el espacio ése
en donde los dos cabemos
seamos compañía
para tu silencio
para mi silencio
para escucharnos respirar
tan sólo.

IRMA PEREZ, La Pillis - 2013

SUEÑO AZUL


Mi amor no era parte del cielo
pero era necesario alzar la vista
para verlo, había que hacerlo
porque era allí donde su azul
me acogía
esponjoso y brillante azul como
escarcha graciosa de ternura.
Pero mi amor, un dia
- con tal de ser visto -
se expuso espontáneo
¡qué riesgo!
¡qué duda!
Así, confió todo su peso
recostó su desprevenida voluntad sobre
las vigas sueltas del balcón de los
sueños posibles
… las vigas sueltas…
Y cayó
cayó
cayó una y otra vez dándose golpes:
cada vida un golpe
cada golpe una mortal herida.
Mi amor
mi bello amor lesionado
rebotando tras cada impacto
estrellándose inerme y solitario frente
a la captura horrorizada de mis ojos.
Entonces, me sospecho muerta
pedí auxilio desde mi garganta vacía
- o mejor -
desde mi garganta atrapada de terror
con el último aliento contenido.
Un timbre grita por mí
no lo suelto
¡mi amor!
¡mi amor!
¡mi amor!
entonces, alguien
me dice que ha muerto.
Despierto
mi cama respira
yo jadeo con ansias
tengo miedo
no quiero abrir los ojos
mirar arriba y saber
que ahora
alzar la vista
ya no es necesario.

IRMA PEREZ, La Pillis – 2014

LIBERTAD O AIRE


Desde tiempos inmemoriales
parece haberse malogrado la idea;
dos pies nunca fueron suficientes
para echar a correr los sueños
los sueños llegaron amordazados
y de ahí, todo marginó la vida
quizá hubiera sido mejor
nacer trébol o
nacer agua
pedacito de canela o
tris de nube
ser, quizás
la esquina abierta donde
se cruzan los cuatro vientos
despeinar cabellos
levantar faldas, y toldos
o juntar hojitas y tejer tapetes
cualquier cosa, menos tú
cualquier cosa, menos yo
tras la celda de algún ojo deforme
que no conozca la libertad
como único aire respirable.
IRMA PÉREZ, La Pillis - 2014