lunes, 19 de mayo de 2014


Poema A UNA SEMILLA


Eso de creer que "el que peca y reza empata", es el argumento particular del egoísta-tramposo en el que jamás se debe confiar. 
I.P.

Poema UN CALIDO QUEMADO VIVO

UN "CALIDO", QUEMADO VIVO

No me detiene ya nada
no me ilusiono tampoco
un poema mas para la red
..dirán…
una noticia mas, ¡arde!
alcanza a chamuscar
i-n-c-i-n-e-r-a
(saber qué es esto… )
un bocado carbonizado
que no pasa por la garganta
lava que expulsa la inmunda boca
vómito de acido y cólera de bilis
gasolina –diablo-cerillo-diablo
¡dolor!
¡todo el dolor!
Calidoso…
(un apodo no se improvisa
un apodo se gana)
un hombre de la calle menos
un ser humano asesinado mas
i-n-c-i-n-e-r-a-d-o
alguien celebra
no es mi hijo que me cuenta
en silencio lo que siente
y solo dice bajito
“este mundo está loco”
yo siento vergüenza
no puedo contradecirlo
tiene razón
tiene rabia
yo la tengo
¡Poesía, denuncia!
¡no dejes la hoja en blanco!
¡escríbelo!
Mi hijo, calla, callamos
imaginamos nuestra ciudad
y tantos otros “Calidosos”
alojados de por vida
bajo puentes oscuros y oscuras leyes
Imaginamos…
sólo imaginamos ese dolor
esa desgracia local… universal
humanos entre inhumanos
ese dolor… ese morir… ese dolor
y desde ahí una sola súplica
un único desahuciado aliento
para implorar una sola cosa importante
que no es su vida
(no se le ocurra pensar en venganza)
la de sus seres queridos
sus incondicionales, sus mascotas…
Asi que
a un hombre al que se le llamó Calidoso
obviamente por “cálido”
y que no fue peor que yo o que usted
no se merece la continuidad de ningún infierno
ni en su tumba, ni en su nombre.

IRMA PEREZ, La Pillis - 2014



Se prendé el fogón
se pone la olla
se echa la leche
se pone a hervir
se espera y, mientras
sin perderla de vista 
se hace todo lo demás...
A este ritual se le llama "día"
al final
lo importante es calentarlo
observarlo para que no se desborde
y beberlo... poco a poco beberlo
con todo y su espuma.

La vida es una olla con leche al fuego. Para beberla en su forma óptima, hay que "estarla mirando".




HUELLAS

Lo se. 
Cada uno de mis actos 
es decir, de mis pasos
han sido imborrables huellas únicas
en la arena del tiempo.
Acuso que todos los firmé
sin discriminación, sin trampa y sin malicia
aunque no siempre con la misma firmeza
hay evidencias de negligencia, duda y temor
que hicieron ampollas y luego heridas
y no fue fácil perdonar ni perdonarme.
Ahora lo se.
La vida es una playa imprevisible
de incontables huellas
en dónde acosa el viento al polvillo de arena
y se mete en los ojos y no deja ver
y entre todos los pliegues y no deja caminar.
Urge saber
que hay que entregarse a la certeza
al absoluto acuerdo
de que sólo la bondad del agua compasiva
puede ir lavando mis pies
y también los del otro.

IRMA PÉREZ, La Pillis - 2014



Se nace y se levanta esa mano
el puño aprieta y sacude el par de vidas
como una uva pasa en la mano de Dios, 
se dice que el soplo ayuda
asi que es cosa de confiarselo todo a él
sin un "hasta que", pues no se sabe
tampoco el brazo elástico que abre la mano
adivina lo que rueda y lo que se enfrenta
se vive en el aire sin alas ni arbol que trepar
aqui no hay magia, no se levita
solo se gira para girar de nuevo
y luego otra vez y más,
mientras, se vive el mareo de la incertidumbre
y se ruega sometido
que se manifieste definitivamente
alguna providencia sobre las dudas
al menos, tocar en puntas
el piso del agujero que tanto mira
o estrellarse de una vez en cualquier suerte
con tal de entender
porqué se nace para terminar siendo
un par de dados
en permanente caida.

IRMA PEREZ, La Pillis - 2014



Las personas como los frutos estamos expuestos, durante la vida, a la buena luz o a la buena sombra. Muchos en cambio, solo reciben la acometida del rayo maligno de la deforestación y es así como pierden sus bosques y en consecuencia la posibilidad de frutos sanos. Las personas entonces, se relacionan con lo que se ha alimentado su tierra... Así, las personas como los frutos, somos una transformación y un resultado: De la pulpa amarga, amargo el jugo, de la dulce fruta, ¡adivine! 

IRMA PEREZ, La Pillis - 2014

Es solo puntos de vista
yo tengo mis rodillas listas 
para el día en que aparezcas 
con el cielo como marco, detrás de ti
como mi único horizonte, frente a mi.
En ese momento
la oportunidad será mía
levantaré mi cabeza
estiraré el cuello y buscaré tus ojos


entonces, te pediré... cualquier cosa.

IRMA PEREZ, La Pillis - 2014


Poema ELLOS

ELLOS

Anoche lo supe
no lo vi
nadie me lo dijo
lo supe solo así
así como se saben
esas odiosas certezas
que revientan el oído
de la realidad
un fin
un desprendimiento
una visión ocre
el uno con el otro
sin ser tu y yo.


IRMA PÉREZ, La Pillis - 2014





Y me diste tantas tantas flores
que fue inevitable enamorarme de ti.
No me cabían en los jarrones
tampoco cabían en tus manos...
¿te acuerdas?

Aquí dejo el poema
debo salir
al regreso
pasaré por el mercado
es inevitable...
hoy compro las flores.

IRMA PÉREZ, La Pillis - 2014



Poema EL POEMA MAS CORTO

EL POEMA MÁS CORTO

Fue.

IRMA PÉREZ, La Pillis - 2014




Provocar tristeza en el otro, no necesariamente deriva de la maldad. Pero no hay bondad tampoco, cuando eso lo sabes y no haces nada para evitarlo. 

IRMA PÉREZ, La Pillis - 2014
Voy a proponerle al sol
que me invite a subirme a su espalda
que abra bien los brazos
y patee las nubes por si acaso 
y desde allá arriba 
ver y entender
qué le pasa a la gente
que ya no "suda".

IRMA PÉREZ, La Pillis - 2014

Cuando se conoce tan poco de la vida real del otro, TODO lo que se supone, tan solo es producto de lo acomodada que quede la imaginación ajena. 

IRMA PEREZ, La Pillis - 2014