martes, 3 de noviembre de 2015

ALAS

A veces pienso que los pies del hombre
son nada mas y, nada menos
que sus alas

dos

para poder ver desde lo alto
es necesario moverlos
poner a prueba 

el calcio
el oxigeno

el potasio
escuchar

empinarse un poco
volar...
IRMA PEREZ, La Pillis - 2012

Días en que amanece
y se tiene esa sensación
de que algo pasó en la noche
mientras dormías...
"algo"
que te dejó
por fuera del mundo.
IRMA PEREZ, La Pillis - 2015
La pesca nos enseña que la clave para tener muchos "amigos" en las redes sociales, es saber, primero que todo, de qué se alimenta el pez.
IRMA PEREZ, La Pillis - 2015

Poema, COMO SI NADA

COMO SI NADA
Nos despediremos de este día
como si nada,
los extraños seguirán siéndolo,
como los conocidos
que no pasaron de un saludo hoy.
Llega la noche y reclama hambrienta
respuestas, calor y una moneda,
ella es una extraña también
pero conoce el ojo que no duerme
y las camas que sudan y sueñan.
Este día es ya una flecha disparada
y no es posible saber
si su destino nos espera con acierto,
si acaso, sabemos
que pasa recto este momento
sin dejar rasguño de recuerdo,
asì, como si todo,
nada.
IRMA PEREZ, La Pillis - 2015
Me refiero a tu boca
y quiero decir,
el poema mas extenso
erótico
jamás escrito.
IRMA PEREZ,La Pillis Emoticón heart
No es coincidencia
ni disparate
que loca y boca
solo tengan
una letra de diferencia.
IRMA PEREZ, La Pillis Emoticón heart
¡Países del tercer mundo!
¡No os desanimeis!
que el desarrollo
también lo ha demostrado:
Cuánto más alta la torre
y elevada la urbe,
mas lejos se está
del centro de la tierra.
El Centro de la Tierra
es un negocito
con techo de palma,
en donde venden
limonada de coco
pargo y patacón dorado,
se amanece cantando
y se baila pegado,;
queda a orillas
de una de las costas
de Colombia.
IRMA PÉREZ, La Pillis - 2015

Poema, NUNCA

NUNCA
No sucederá jamás,
a tu piel
que ha sido
túnica tibia de mi amor
se la llevará la distancia,
ese espacio
de morróngo silencio
antipático
apocalíptico
donde sólo crece
la patética duda
y las interminable
prolongaciones
de este
temido adagio...
No sucederás,
como llovizna
ni como caída
de aguacero
antes de la muerte
de mi cuerpo,
toda la anatomía
que necesité saber
la tuya, mía,
no conocerá el secreto
de ninguno de mis dedos,
el de mi boca,
ese,
es el de menos,
porque..., qué inútil
qué ironía
qué crueldad,
con ella
me estaré alimentando
para verlo.
IRMA PÉREZ, La Pillis - 2013

Y pensar
que eras mi sol,
que solo amanecía
cuando decías mi nombre...
y pensar 
que fui el astro
de tu cielo,
el abrazo más esperado
de todas tus tardes...
Quién puede creer ahora,
que un día
puede suceder
sin
nosotros
dos.
IRMA PÉREZ, La Pillis - 2015

Poema, TARDE

TARDE
Ella morirá de todos modos,
ni el tamaño del zapato
ni la belleza del espejo 
ni el dorado de la alfombra
ni lo blanco de su lino,
ni su credo
ni su ideal
ni su bordado
nada de eso decidirá
su estación, ni su estadía.
Ella es alma
en cuerpo en tránsito
como el más longevo
de los seres vivos,
se mueve y suena
como ahora
como cascabel enamorado,
como bosque que parece quieto
pero pestañea y cruje...
busca su savia
relincha su furia
atiza su canto
acuna su luna
persigue su risa
escribe su llanto
ama su aliento
espera su tiempo...
Pero ella
ella morirá de todos modos,
una noche
una tarde
una mañana,
un quién sabe cuándo
caerán de rodillas
sus trofeos
y la continuidad
de su misión prestada,
entregará su puesto
sin llevarse siquiera
una caja con tres cosas,
hasta sus flores
llenarán otros jarrones
y su más preciado poema
desaparecerá
de los labios de su amado,
no habrá entonces diferencia
para sus ojos ausentes
ni para su corazón
"Brand new"
sin respuesta
ni indicios de un abrazo.
No habrá tiempo.
Tampoco habrá
mejilla tibia
ni húmedo cielo
para el tardío beso.
IRMA PÉREZ, La Pillis - 2013
Es imposible ocultar las heridas,
ni el maquillaje ni el olvido pueden,
pues la pus que no se limpia
infecta la sonrisa al punto de la mueca,
y los ojos terminan mirando
desde la sofocación
definitiva de su brillo.
IRMA PEREZ, La Pillis - 2015

A mi me falta una pierna en el querer
ando renga por las calles del ego
en donde tantas veces me he caído ya.
Pero por ahí dicen que querer es poder,
que uno solo cojea 
del pecho para arriba.
IRMA PEREZ, La Pillis - 2015
Ellos
él
tu
ella
yo,
estamos
aqui
allà
lejos
en medio
cerca
en lo mismo
en la gloria
en el final
en la mierda
en una fiesta
en un dilema
en un sueño
dormidos
escondidos
libres
amando,
ahí estamos
exactamente
donde hemos elegido estar.


IRMA PEREZ, La Pillis - 2015
No me interpretes,
soy lo que ves,
un animal que vuela
con y sin plumas...
andar por encima del piso
es solo un accidente
que lo explica la física,
porque lo mío
está más allá.
IRMA PEREZ, La Pillis 
Todos los días caminas en puntillas
por las habitaciones de mis sueños
y todas las noches vigilo atenta tu visita.
Cómo dormir la algarabía de verte
si tu me despiertas, mi amor
¡tu me despiertas!
IRMA PÉREZ, La Pillis - 2014

Algún día, allí donde yo no esté...

Algún día
allí, donde yo no esté
alguien leerá en voz alta algún poema mio
frente a unos ojos
que jamás me llegarán a ver. 
Pero eso, no es del todo cierto
en cambio, es del todo injusto
ellos si que me verán
le pondrán rostro a mi nombre
y sabrán cómo lloro cuando sonrío
de qué color es mi vergüenza y mi denuncia
y cuánto me definí
en las imágenes que escribí.
En cambio yo
que más ambiciosa debí haber sido
nunca podré ver
si esos ojos que me escuchan
se llenarán de arena
o de lágrimas,
no sabré en qué momento
dejará el poema de ser el otro par perdido
ni podré participar
de la apertura del pecho
del dueño de algún suspiro.
IRMA PEREZ, La Pillis - 2014



Poema, DOS



Voy a dejarte un poema
en la nevera,
arriba, en el congelador,
al lado de las paletas de limón
y los cubitos de hielo.
Tendrás que leerlo rápido
porque al calor de tus manos
se derretirán todas las letras,
y el amor
una vez vuelto agua,
no se escribe dos veces.
IRMA PEREZ, La Pillis - 2015

DE LA VERDAD

De la Verdad
Un día te das cuenta de que la verdad es la mentira que todos están acostumbrados a oír.
Un día te das cuenta de que decir la verdad es mantener aceitadas y abiertas todas las puertas.
Un día te das cuenta de que decir la verdad es "increíble". 
Un día te das cuenta de que la verdad molesta como pisotón al callo del ego; ese dolor lo conoce el dueño de ese pie.
Un día te das cuenta de que la verdad tiene nombre propio y lugar y tiempo propio y que no necesita intercesor, ni moneda, ni retorica de discursos terrenales.
Un día te das cuenta de que la verdad no solo facilita la vida, pero también le despeja el camino de tentativas falsas que si conducen a abismos certeros e irreversibles.
Un día te das cuenta de que la verdad es la realidad que el mentiroso no puede soportar sin avergonzarse.
Un día te das cuenta de que la verdad es una pieza única, como una piedra preciosa en nuestras manos.
un día te das cuenta de que una vida por fuera de la verdad, es una vida en coma con la conciencia de unas ganas insoportables de despertar.
Un día te das cuenta de que la verdad, es que no hay verdad absoluta, que cada ser tiene la suya y que es digno de ella, privilegiado y soberano de ella, claro, hasta que miente.
Un día te das cuenta de que la verdad, sea cual fuere, es el único escenario perfecto para ejercer la libertad de vivir y vivir en libertad.
Un día, como hoy, te das cuenta de que crees saber la verdad de la Verdad y encuentras, en cambio, que solo estás empezando a averiguarla.
¿Acaso la hay?
IRMA PEREZ, La Pillis - 2015