jueves, 6 de julio de 2017

Las velas se disponen y se encienden
algunas permanecen a lo largo
de la noche y hasta se resisten
a extinguirse en la mañana
otras, sólo se niegan a dar luz
coquetean con su intermitencia
y se apagan a sí mismas quemándose
con su propia cera
las hay esas, que aparentan brillo
que sólo duran
el efímero tiempo de una chispa
pero siempre hay aquellas
más valientes
generosas en su pábilo
confiables en su esencia
fieles centinelas
brújulas estables
caminos seguros
llamitas erguidas frente al viento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario